0%

LIBRA: SEXO – Ley, Sexo y Dinero

Programa: La voz del silencio


Lista de tracks:


LIBRA: SEXO - Ley, Sexo y Dinero

La Voz del Silencio

Sumar a la lista de reproducción

Reseña:


(Escuchado/descargado 37 veces, 1 visitas hoy)
35+

A medida que el mundo de formas responde cíclicamente a la afluencia de las energías superiores, su efecto es estimular todas las partes y aspectos de la vida de la forma, y esta estimulación producirá resultados que son malos además de buenos. El mal temporariamente emergerá, además de rectitud perdurable.

Quisiera abordar aquí el problema del sexo desde otro ángulo y señalar que es un símbolo básico. Un símbolo, como bien sabemos, es un signo externo y visible de una realidad interna y espiritual. ¿Qué es esta realidad interna? Ante todo, la realidad de relación. Es una relación existente entre los pares de opuestos básicos —Padre-Madre, espíritu-materia; entre positivo y negativo; entre vida y forma, y entre las grandes dualidades que —cuando se unen en sentido cósmico— producen al hijo de Dios manifestado, el Cristo cósmico, el consciente universo senciente.

Cósmicamente hablando, sexo es una palabra breve usada para expresar la relación existente (durante la manifestación) entre espíritu y materia, y entre vida y forma. En el último análisis, es una expresión de la Ley de Atracción —esa ley básica que subyace en la entera manifestación de vida en la forma, y que es la causa de toda aparición fenoménica.

Es obvio que es materia difícil de encarar. ¿Pero por qué es tan difícil? En el último análisis, hallaremos que la dificultad está basada en los prejuicios en las mentes de los hombres y sobre su interna seguridad de que su punto de vista particular es necesariamente el correcto porque ellos mismos viven y actúan de acuerdo al mismo, y es suficiente para ellos; está basada en el hecho de que el sexo es uno de los impulsos primitivos fundamentales, uno de los instintos sustanciales, y es por consiguiente el factor dominante en la parte animal de la naturaleza del hombre; está basada en la excesiva intimidad del tema —una intimidad trasmutada en un secreto indecente durante los períodos en que la raza sucumbió a un excesivo puritanismo y prostituyó una función natural convirtiéndola en un misterio lascivo. Esta intimidad relacionada con el tema del sexo fue la causa de que se lo considerara como un episodio inmencionable y como un tema a ser rehuido por las personas decentes, en lugar de considerárselo como un proceso instintivo y natural —tan instintivo y tan necesario como las funciones de comer y beber. Sin embargo es una función que no ha sido reducida a ritmo en la vida diaria ni considerada como una función a cumplirse y satisfacerse cuando la necesidad surge y el bien demanda. Aquí reside una gran distinción y se ofrece una pista del problema.

¿Me creerá si le digo que hoy la situación mundial, en lo que concierne al sexo, es tan crítica y tan grave que no hay un pensador que pueda aún ver la solución, o que pueda hallar —no importa cuán claro sea su cerebro o erudita su mente— la salida del impasse actual? Las tradiciones de costumbres y de prácticas, con sus inevitables consecuencias y su largamente establecida permanencia, sirven para apabullar a las mentes más esclarecidas.

[Bibliografía: Psicología Esotérica, Tomo I del Tratado sobre los Siete Rayos de Alice Bailey, Editados por Fundación Lucis, Buenos Aires, Argentina.]
(Escuchado/descargado 37 veces, 1 visitas hoy)
Compartir

Detalles:


Descubrir más
Play Imagen Título
Programa