0%

No puedo vivir sin ti

Publicado Por: Claudio En:


Recuerdos del cuerpo

A menudo, las personas «recuerdan» físicamente los sentimientos del nivel de Hambre de cariño porque normalmente estos sentimientos se originaron en una Etapa anterior a las palabras, antes de que el niño tuviera un vocabulario para definir y expresar dichos sentimientos. Las reacciones especiales del cuerpo variarán en función de si el Hambre de cariño se ve satisfecha o no. A continuación, se describe cómo se sentía una persona cuyas necesidades de cariño quedaban satisfechas en una relación sentimental:

«Cuando las cosas van bien entre nosotros, me siento ligero como una pluma. Me siento feliz… Sé que mi rostro irradia luz propia, estoy relajado, incluso lánguido. A veces me estiro como un gato…».

(Podemos reconocer aquí los síntomas de estar románticamente enamorado o «fascinado», que suelen acompañar al Hambre de cariño.)

Pero cuando la relación va mal y las necesidades de cariño se frustran o están amenazadas las personas describen sus experiencias de este modo:

«Siento angustia en todo mi cuerpo. La cabeza me dice que ella no es buena para mí, pero después se ve invadida por este dolor, principalmente en el estómago y pecho, pero que, realmente, se extiende por todas partes. Es como si mi piel estuviera deseando sentir su piel».

«Soñé que me dejaba y me desperté con el corazón latiéndome y ahogándome. Me dolía el pecho y pensé que quizás tenía un ataque de corazón. Supongo que se refieren a esto cuando hablan de un corazón roto».

«La primera vez que le dije que lo nuestro no funcionaba y que teníamos que dejarlo sentí un gran alivio, pero después empecé a sentir esa terrible tristeza. No había forma de pararla. Sólo lloraba y lloraba, pero eso tampoco parecía ayudar mucho. Tengo un nudo en las tripas y apenas puedo comer. He perdido dos kilos y medio en sólo dos días. Cada fibra de mí quiere llamarle y tengo que seguir leyendo mi diario para recordarme lo mal que nos iba…».

El Hambre de cariño está compuesta de poderosos sentimientos primitivos que están alojados profundamente en la musculatura y en las reacciones de la química de su cuerpo. ¿Cómo puede evitar sentirse dominado por estas intensas respuestas fisiológicas? Dejando de engañarse a sí mismo con estas Creencias tópicas de que, porque siente que la conexión emocional con la otra persona es tan intensa y física (Lo sentí en mi corazón, lo noto en el estómago), estas reacciones deben estar transmitiéndole una gran verdad o deben estar diciéndole lo que usted siente realmente y quiere. Nada de eso. Su fuerte reacción corporal no es más realmente usted que la opinión expresada racionalmente de que debería romper la relación (o que esos otros sentimientos corporales de depresión o tensión que experimenta mientras permanece en la relación). Las reacciones del cuerpo del Hambre de cariño simplemente provienen de otro nivel que su opinión, un nivel tan antiguo en su historia que es difícil guiarle acerca de lo que usted, como adulto, debería hacer. Así que es fundamental que deje de idealizar sus sentimientos de cariño si le llevan a decisiones que van en contra de sus intereses. Y tendrá que reprimirse de tomar decisiones sobre la relación cuando sufra estos sentimientos primitivos. Tendrá que esperarse hasta que su cuerpo se calme, tenga la cabeza clara y pueda recuperar la perspectiva. A veces, esto es extremadamente difícil porque los sentimientos corporales tienen una intensidad muy fuerte que puede hacer que pierda la visión global de la escena y de sus objetivos.

Del libro «Como romper con su adicción a una persona» de Howard M. Halpern


COMPARTIR
Descubrir más
JugarCubiertaEl Título De La Pista
La Pista De Los Autores