0%

El hábito como factor de deterioro

Programa: Reto al cambio


Lista de tracks:


El hábito como factor de deterioro

Sumar a la lista de reproducción

Reseña:


Conversación con Joan Colell

La mayoría somos físicamente insensibles porque comemos demasiado, fumamos, nos abandonamos a diferentes formas de placeres sensuales, no digo que no deberíamos hacerlo. Pero de esa manera la mente se embota, y si la mente se embota el cuerpo se vuelve más torpe. Ese es el patrón de nuestra vida. Observen lo difícil que les resulta cambiar de dieta: están acostumbrados a una dieta particular, a su sabor, y deben seguir con ella todo el tiempo; si no pueden, sienten que enfermarán, se inquietan. Los hábitos físicos producen insensibilidad. Como es evidente, cualquier hábito como las drogas, el alcohol o el tabaco insensibilizan el cuerpo y eso afecta la mente; esa mente que es la totalidad de la percepción, la mente que debe ver con mucha claridad, sin confusión, y en la cual no debe haber conflicto de ninguna clase. El conflicto no sólo es una pérdida de energía, sino que también entorpece la mente, la hace pesada, densa, estúpida. La mente atrapada en el hábito es insensible; y de esa insensibilidad, de ese embotamiento no podrá aceptar nada nuevo porque tiene miedo.

JK

La naturaleza de una nueva mente

Jugar Cubierta El Título De La Pista
La Pista De Los Autores