0%

Intuición

Programa: Reflexión sobre los Libros Azules


Lista de tracks:


Sumar a la lista de reproducción

Reseña:


(Escuchado/descargado 32 veces, 1 visitas hoy)
5+

Si quieren considerar seriamente conmigo lo que la intuición no es, creo que mis palabras hallarán en ustedes una respuesta interna.

La intuición no es un derroche de amor hacia las personas y, en consecuencia, comprenderlas. Mucho de lo que se llama intuición sólo es un reconocimiento de similitudes y la posesión de una aguda mente analítica. Las personas inteligentes que han vivido en el mundo por algún tiempo, han experimentado mucho y han hecho contacto con mucha gente pueden, siempre que estén interesadas en ello, catalogar con facilidad los problemas y disposiciones de los demás. Esto no debe confundirse con la intuición.

La intuición no está relacionada con el psiquismo superior o inferior; tener una visión, oír la voz del silencio, reaccionar placenteramente a cualquier enseñanza, no significa que actúe la intuición. No es sólo ver símbolos, pues ello es un tipo especial de percepción y la capacidad de sintonizar la Mente Universal en ese estrato de Su actividad que produce las formas-cánones sobre las que se basan todos los cuerpos etéricos. Intuición no es psicología inteligente, y un amoroso deseo de ayudar. Ello emana de la interacción de una personalidad, regida por una fuerte orientación del alma, y el alma consciente del grupo.

 Intuición es la comprensión sintética que es prerrogativa del alma y sólo llega a ser posible cuando el alma, en su propio nivel, se está expandiendo en dos direcciones: hacia la Mónada y hacia la integrada y, quizás (aunque sólo sea temporariamente) coordinada y unificada personalidad. Es el primer indicio de una profundamente subjetiva unificación que hallará su consumación en la tercera iniciación.

Intuición es una captación comprensiva del principio de universalidad; cuando existe se pierde, por lo menos momentáneamente, todo sentido de separatividad. En su punto más elevado se reconoce como ese Amor Universal que no tiene relación con el sentimiento o la reacción afectiva, sino que predominantemente es de la índole de una identificación con todos los seres. Entonces se conoce la verdadera compasión; entonces el espíritu de crítica llega a ser imposible. Sólo entonces puede verse el germen divino latente en todas las formas.

Intuición es la luz misma, y cuando actúa, el mundo se ve como luz y la luz existente en los cuerpos de todas las formas se hace gradualmente visible. Esto trae consigo la capacidad de hacer contacto con el centro de luz en todas las formas, estableciéndose así una relación esencial, quedando relegado a segundo término el sentido de superioridad y separatividad. La intuición no revela la forma en que puede fomentarse la ambición, ni cómo satisfacerse el deseo del progreso egoísta. La intuición es el polo opuesto de la ilusión.

 El punto principal que quiero tratar aquí es que la intuición es la fuente o el dispensador de la revelación. Mediante la intuición se revela la progresiva comprensión de los caminos de Dios en el mundo en nombre de la humanidad; se capta secuencialmente la trascendencia y la inmanencia de Dios y el hombre puede así penetrar en ese conocimiento puro, esa razón inspirada, que le permitirá comprender no sólo los procesos de la naturaleza en su quíntuple expresión divina sino también las causas que subyacen en esos procesos, comprobándose que son efectos y no acontecimientos iniciadores; mediante la intuición el hombre llega a experimentar el reino de Dios y descubre la naturaleza, los tipos de vida y de fenómenos, y las características de los Hijos de Dios cuando vienen a la manifestación. Mediante la intuición, algunos de los planes y propósitos que se desarrollan a través de los mundos creados y manifestados son llevados a su atención, y se le muestra de qué manera él y el resto de la humanidad pueden colaborar y apresurar el propósito divino; mediante la intuición, las leyes de la vida espiritual, leyes que rigen a Dios Mismo, condicionan a Shamballa y guían a la Jerarquía, le son señaladas progresivamente y a medida que demuestra ser capaz de valorarlas y trabajar con ellas.

En realidad, la intuición es sólo la apreciación mental de algún factor de la creación, de alguna ley de la manifestación y de cierto aspecto de la verdad, conocido por el alma, que emana del mundo de las ideas, siendo de la naturaleza de esas energías que producen todo lo conocido y visto. Estas verdades están siempre presentes y esas leyes eternamente activas; pero únicamente a medida que la mente está entrenada y desarrollada, enfocada y abierta, pueden ser reconocidas, posteriormente comprendidas y finalmente adaptadas a las necesidades y demandas del ciclo y de la época.

La intuición, que guía a los pensadores avanzados hacia los nuevos campos del conocimiento, es sólo la vanguardia de esa omnisciencia que caracteriza al alma. Unicamente cuando el hombre llega a ser intuitivo es de utilidad en el grupo de un Maestro, y recomiendo a todos los aspirantes que estudien muy detenidamente el significado y significación de la intuición.

 

Extraído de Un Tratado sobre Magia Blanca y Glamur: Un Problema Mundial

(Escuchado/descargado 32 veces, 1 visitas hoy)
Compartir

Detalles:


Descubrir más
Play Imagen Título
Programa