0%

Técnicas de Buena Voluntad

Programa: La voz del silencio


Lista de tracks:


Técnicas de Buena Voluntad

La Voz del Silencio

Sumar a la lista de reproducción

Reseña:


(Escuchado/descargado 70 veces, 1 visitas hoy)
[BVM Secuencia 2] Muchas personas, interesadas por el giro que toman los asuntos mundiales, sienten la necesidad de hallar nuevas formas para ayudar a resolver los problemas mundiales. Desean trabajar en forma original y sin embargo muy a menudo no saben cómo comenzar ni qué hacer. Algo debe ser ofrecido, algo que esté basado en las cualidades humanas esenciales de amor y comprensión, y que al mismo tiempo sea lo suficientemente práctico como para asegurar resultados positivos.

En la construcción de rectas relaciones y al reparar las divisiones necesitamos reconocer otro efecto de una actitud práctica de la buena voluntad: la visión de nuevas alternativas. Nuestra percepción del mundo, la cual creemos es verdadera, esta determinada en gran medida por nuestros valores y actitudes.
Mucha gente se caracteriza por una “percepción polarizada”. Esta percepción polari-zada consiste en la tendencia a confundir una verdad parcial con una verdad total. Una investigación reciente demostró que el cerebro es capaz de registrar un número muy limitado de “independientes ítems” de información al mismo tiempo. En forma similar a una radio, la mente sintoniza los diversos mensajes a los cuales está ex-puesta tomándolos de uno en uno. Nuestras actitudes básicas determinan aquello que nosotros filtramos a través de nuestra percepción y por lo tanto influyen nuestra con-cepción de la realidad.
De lo antedicho podemos concluir que fácilmente pueden interrumpirse las comuni-caciones entre las personas que ven solamente un aspecto de la situación. El concep-to de percepción polarizada nos ayuda a comprender por qué a veces la gente recha-za tan violentamente temas como la política, la religión, los problemas raciales, la economía o tantos otros. Este concepto nos ayuda a reconocer nuestra tendencia a confundir una parte de la figura con el cuadro entero.
Muchas divisiones se producen entre individuos o naciones que tienen ideas fijas opuestas. Una actitud de buena voluntad ayuda a reconocer que las diferencias entre las ideas fijas son el resultado de las diferencias en la percepción de la realidad. Tal reconocimiento nos brinda un nuevo panorama en el campo de las comunicaciones. Abre las comunicaciones a la impresión de nuevas ideas, y aún más, abre las comuni-caciones entre la gente de diferentes puntos de vista.
Si los asuntos mundiales van a ser trasformados de modo que lleven al establecimien-to de rectas relaciones humanas, es esencial que los nuevos valores emerjan dentro de la vida de la humanidad y, a medida que estos valores aparezcan, es evidente que se pondrán en conflicto con los valores contemporáneos que corresponden al pasado.
Donde se encuentra la separatividad, la competencia, la ambición y la irresponsabili-dad, debe producirse la inclusividad, cooperación, preparación y responsabilidad pa-ra el bien común.
En medio del conflicto entre lo viejo y lo nuevo se encuentran los hombres y mujeres de buena voluntad de todo el mundo, procurando establecer correctas relaciones humanas, ellos establecerán un grupo de magnitud mundial que será el agente y el medio en el que los asuntos mundiales serán trasformados.
[RC] Las Naciones Unidas necesitan aprender a aplicar la Ley de Amor tal como se enuncia en la vida del Cristo y expresar la vitalidad de la verdad de que “ningún hombre vive para sí” y tampoco nación alguna; el objetivo de todo esfuerzo humano es comprensión amorosa, inducida por un programa de amor y correctas relaciones humanas para todo el género humano.
[EJ] NOTA: El Tibetano me ha pedido aclarar que cuando él habla del Cristo, se refiere a Su nombre oficial como Guía de la Jerarquía. El Cristo trabaja para todos los hombres, independientemente de su creencia religiosa; Él no pertenece al mundo cristiano más que al budista, al mahometano o a cual-quier otra creencia religiosa. Ningún hombre tiene necesidad alguna de unirse a la Iglesia Cristiana para estar afiliado con Cristo. Los requisitos son: amar a vuestros semejantes, llevar una vida discipli-nada, reconocer la divinidad en todas las creencias religiosas y todos los seres, y regir vuestra vida diaria con Amor. A.A.B.

[EJ – “El Retorno del Cristo”, Agosto 1946] Se está por escribir un nuevo capítulo en el gran libro del vivir espiritual; una nueva expansión de conciencia es un acontecimiento inminente; un flamante reconocimiento de la atención divina es ahora posible para la humanidad y una expectativa reveladora probará la exactitud de la afirmación bíblica: “todo ojo Lo verá”.

[Bibliografía: La Reaparición del Cristo, La Exteriorización de la Jerarquía (de los libros de Alice A. Bailey por Fundación Lucis)] y Secuencia 2 de Buena Voluntad. www.lucis.org

(Escuchado/descargado 70 veces, 1 visitas hoy)
1+
Descubrir más
Play Imagen Título
Programa