0%

El Individuo, lo colectivo la Libertad, lo eterno

Programa: Reto al cambio


Lista de tracks:


El Individuo, lo colectivo la Libertad, lo eterno

Reto al cambio

Sumar a la lista de reproducción

Reseña:


(Escuchado/descargado 58 veces, 1 visitas hoy)

Me parece muy importante examinar esto, porque solo cuando un individuo es incorruptible, de lo cual hablaremos en un momento, existe la posibilidad de que suceda algo enteramente nuevo. Eso supone descubrir por uno mismo dónde termina lo colectivo, si realmente termina, y dónde empieza el individuo, lo cual lleva implícita la cuestión del tiempo psicológico. Es un tema bastante complejo y por eso debemos afrontarlo de forma simple y directa, sin rodeos. Si les parece bien, me gustaría que lo investigáramos esta mañana. Les ruego, si me permiten sugerir, que observen su propio pensar mientras hablo, y no se limiten a escuchar, aceptando o rechazando lo que se dice. Si meramente aceptan o rechazan lo que escuchan, desde un punto de vista superficial o intelectual, entonces esta charla y todas las anteriores no habrán servido de mucho. Sin embargo, si cada uno es capaz de observar el funcionamiento de su propia mente a medida que lo expongo, entonces, esa misma observación generará una acción asombrosa que no es una acción impuesta o de persuasión. Me parece muy importante que cada uno de nosotros descubra dónde termina lo colectivo y dónde empieza el individuo. Porque, aunque modificado por nuestro temperamento, por ciertas idiosincrasias personales, etc., ¿no es todo nuestro pensar, todo lo que somos el resultado de lo colectivo? Lo Colectivo es un conglomerado de varios condicionamientos establecidos por las acciones y reacciones sociales, por las influencias de la educación, de las creencias, de dogmas, de principios religiosos, y tantos otros factores más. Todo este heterogéneo proceso es lo colectivo y, si uno lo examina, si se observa a sí mismo, verá que todo lo que piensa, las propias creencias o no creencias, los ideales opuestos a otros ideales, los esfuerzos, las envidias, los anhelos, el sentido de responsabilidad social, todo eso es el resultado de lo colectivo. Si uno es pacifista, ese pacifismo es el resultado de un determinado condicionamiento. Así pues, si nos miramos a nosotros mismos, veremos con asombro que somos exactamente lo colectivo. Al fin y al cabo, han crecido con ese condicionamiento concreto del mundo occidental, donde el cristianismo existe desde hace tantos siglos, donde se les ha educado como católicos o como protestantes con sus muchas ramificaciones internas. Una vez educados como cristianos, como hindúes o como lo que sea, al creer en todo ese sinsentido del infierno, de ser condenado, del purgatorio, de un único salvador, del pecado original, y tantas otras creencias dogmáticas, están condicionados por todo eso y, aunque puede que discrepen, ese condicionamiento sigue en el inconsciente. Por lo tanto, vivirán siempre con temor al castigo, al infierno o a no creer en un único salvador, etc. De modo que, viendo todo este extraordinario fenómeno, parece bastante absurdo que uno se considere a sí mismo un individuo; por más que cada uno de nosotros· tenga ciertas preferencias personales, que el rostro y el nombre sean distintos de otro, la totalidad del proceso del pensamiento es, sin duda, un producto de lo colectivo. Los instintos raciales, las tradi- 166 Tal como somos dones, los valores morales, el enorme culto al éxito, el ansia de poder, de posición y riqueza, que inevitablemente generan violencia, todo esto es el resultado de lo colectivo que hemos heredado a lo largo de los siglos. Por consiguiente, ¿puede el individuo salirse de todo este conglomerado o es realmente imposible?

J.Krishnamurti
Del libro: Tal como somos
Editorial Kairos

(Escuchado/descargado 58 veces, 1 visitas hoy)
0
Descubrir más
Play Imagen Título
Programa